Atención: 500 años de la primera vuelta al mundo. Regalamos el libro sobre Elkano de Enrique Santamaría


La web de National Geographic nos regala un articulo sobre cómo no debe ser el portugués Fernando de Magallanes la persona a la que se le adjudique el honor de ser la primera persona que dio la vuelta al mundo, sino a Juan Sebastián Elkano.

Este marino gipuzkoano era el capital de la única nave y del grupo de 18 marinos que llegó a Sanlúcar de Barrameda un 6 de septiembre de 1522. Dos días después «cerraban el círculo» entrando en Sevilla, de donde habían partido 5 naves y 240 marineros. Habían tardado en dar la vuelta al mundo 3 años y 27 días. Habían demostrado, de una forma práctica, que la Tierra era redonda y habían abierto nuevas vías de navegación.

No puede venir mejor a escasos días de la celebración de Día de la Diáspora Vasca, que se conmemora el 8 de septiembre después de que una votación popular escogiera este día para recordar la presencia de los vascos en el mundo.

Hay, por cierto, un baile en el número de miembros de la misión que se inicio con el objetivo inicial de llegar a las Molucas, las «islas de las especias», a través de la ruta del oeste. Esa disparidad en el número de tripulantes se puede deber a que en algunos casos no se cuenta a los esclavos que viajaban en la expedición y que, como veremos, parece que tuvieron un protagonismo que también les roba la historia.

Un grabado de la nao 'Victoria' fechado hacia 1580, con los retratos en medallón de Fernando de Magallanes (arriba a la izquierda) y Juan Sebastián Elcano (arriba a la derecha). Pero en la que se habla de la gesta de mMgallanes
Un grabado de la nao ‘Victoria’ fechado hacia 1580, con los retratos en medallón de Fernando de Magallanes (arriba a la izquierda) y Juan Sebastián Elkano (arriba a la derecha). Pero en la que se habla de la gesta de Magallanes

El artículo, escrito por Pablo Emilio Pérez-Mallaina, catedrático de Historia de América en la Facultad de Geografía e Historia de Universidad de Sevilla, con motivo de los 500 años del final de aquella gesta, reivindica el protagonismo de Elkano en la misma. Porque, según parece, fuera de nuestro país parece que está atribuida a Magallanes.

Algo tiene que haber de verdad cuando National Geographic o New York Times escriben sobre el asunto.

La no-imagen construida sobre Elkano

Lo podremos comprobar atmbién en un muy interesante artículo publicado en el New York Times (otra vez nuestro querido New York Times y su corresponsal Raphael Minder aparecen citados en nuestro blog) y que referenciamos al final del artículo. En él se reivindica la figura del marino de Getaria, y se nos recuerda algunos datos interesantes. Entre ellos la exposición, muy ilustrativa, de una de las razones que ha hecho que la memoria de Juan Sebastián Elkano haya quedado difuminada e incluso ninguneada.

Xabier Alberdi, historiador vasco y director del museo naval de San Sebastián, a unos 24 kilómetros al este de Getaria, dijo que “las tonterías políticas” socavaban la memoria de Elcano desde el siglo XIX, cuando Antonio Cánovas del Castillo, historiador quien también se convirtió en líder del gobierno español, describió a Elcano como poco más que “ un aventurero ”.
El miedo al nacionalismo vasco durante un período de guerras civiles dentro de España significó que “los españoles se sintieran más cómodos poniendo a Magallanes en lugar de Elcano cerca de la parte superior de su lista de grandes exploradores, justo detrás de Colón”, dijo Alberdi.

Una imagen que ha calado en el relato histórico dominante en el Reino de España y del que no nos hemos librado los vascos, ni nuestras instituciones. sin duda al vernos privados no solo de poder escribir nuestra propia historia, al menos de forma oficial, sino de enseñarla a nuestros jóvenes o de reconocer como vascos a nuestros compatriotas protagonistas de la historia universal.

Reivindicando la figura de Elkano

En ese sentido hay que aplaudir, hasta romperse las manos, la labor realizada en los últimos años por la Fundación Elkano. De su trabajo nos gusta todo, incluso su lema «Basques around de word, again» (Vascos alrededor del mundo, de nuevo). Su web es una joya.

Pero con todo, no es lo más importante de su labor. Su alcance va mucho más allá de una buena web, como podemos ver en algunos ejemplo:

En 2020 contábamos cómo el Libro Guinness de los Récords reconocía la nacionalidad vasca de Elkano.

En Google Arts and Cultura, un repositorio extraordinario de información, si hacemos una búsqueda de este personaje histórico, nos encontramos con una gran cantidad de información. mucha de ella aportada por la Fundación Elkano. Esa es la forma de ser protagonistas de nuestra propia historia.

  • En estas páginas, junto a la reivindicación de la figura del marino vasco, se desvelan datos que seguro que muchos no conocíamos. Como, por ejemplo, 3 de las 5 naves que salieron de Sevilla en septiembre de 1519 eran vascas (2 de Ondarroa, una de ellas las que finalizó la signatura, y la otra de Erandio).
  • También nos enteramos que el 10% de los marinos, 24, eran vascos y que de los 18 supervivientes 6 eran de esta nacionalidad.
  • En definitiva, nos encontramos ante un mundo para explorar y ante la reivindicación de la figura de Juan Sebastián Elkano, el marino vasco que permitió que la expedición volviera al puerto de partida.
La huella de los «bizcainhos» en la Molucas

En 2017 recogíamos en un artículo las referencias al rey de una isla de las Molucas que, en el siglo XVI, hablaba euskera (lingoa Bizcainha).

Como contamos:

Conviviendo con aquellos vascos, el entonces príncipe de la isla aprendió la Lengua Bizcainha tal y como relata el cronista portugués Fernão Lopes de Castanheda en sus crónica HISTORIA DO DESCOBRIMENTO E CONQVISTA DA INDIA PELOS PORTVGVESES al hablar del ya por entonces rey, y que recoge Julián Díaz en su blog:

E el rey seria de xvij. annos, & era aluo & gentil home : estaua vestido muy ricamete, & tinha grade magestade & estado,estaua acõpaniiado de seus jrmãos , & de muytos mandarins.E como se criara co os Castelhanos sabia bem a sua lingoa: & Bizcainha, & Portuguesa: & prezauasemuyto de as falar.
(El rey sería de XVII años y era albo y gentil hombre. Estaba vestido muy rícamente y tenía gran majestad y estado; estaba acompañado por sus hermanos y por muchos mandarines. Y como se criara con los castellanos sabía bien su lengua: y la Vizcaína y la portuguesa y se preciaba mucho de hablarlas.)

Como muy bien reflexiona Díaz:
La conclusión que se puede extraer es que las tres lenguas: la castellana, el euskera y el portugués eran lenguas de uso cotidiano en el ámbito de la expedición, de lo contrario el príncipe no se habría molestado en aprenderlas. Castanheda se muestra emocionado de que el rey hable portugués, siendo enemigo de Portugal. La misma emoción tendrían los vascos cuando escucharan en sitio tan remoto hablar en euskera ¿o no?

Pero ¿Fue Elkano y su tripulación europea la primera que dio la vuelta al mundo?

Pues es posible que, al menos técnicamente, no. Sin duda fueron los primeros que, por voluntad propio así lo hicieron. Más arriba comentábamos que junto a los tripulantes, más o menos voluntarios que iban en la expedición, también viajaban esclavos. Entre ellos Enrique de Malaca o de Molucca, también conocido como Enrique el Negro (nacido que fue un intérprete, esclavo de Fernando de Magallanes, que le acompaño en el viaje.

Malacca. Grabado portugués
Malacca. Grabado portugués

Enrique fue capturado en Sumatra en 1511 convirtiéndose en una «propiedad» de Magallanes, al que acompañó en su regreso a Europa. Realizando su primera parte de la vuelta al mundo.

Cuando, a bordo de la expedición, volvió a llegar a aquella parte del mundo, en concreto a Filipinas, se puede aceptar que dio la vuelta al mundo si de Filipinas acabo Volviendo a su hogar en Malaca. Ya que abandonó a la expedición (o esta le abandonó a él) en Cebu, una de las islas principales de este archipiélago.

Pero no queda ahí la cosa. En un artículo del historiador y novelista Enrique Santamaría, publicado en la web de la Fundación Elkano se plantea otra hipótesis: la existencia de una esclava, también de Magallanes, también interprete y parece que originaria de la Micronesia. Con lo que, si fuera así, sin duda esta mujer habría sido la primera persona en dar la vuelta al mundo.

Como vemos, una historias entrelazadas por muchos hilos: historias olvidadas, protagonistas ignorados, afán de aventuras, búsqueda de riquezas. todo eso en un momento de la historia en el que el mundo se hizo muy, pero que muy grande.

Llegar desde Europa a las Molucas no era, en aquellos tiempos, más sencillo que llegar a la Luna en los años 60 del pasado siglo. Y sin duda mucho más difícil que hacerlo hoy en día.

Una auténtica aventura la de aquellas personas que durante casi dos siglos fueron los auténticos protagonistas de la Era de los Descubrimientos. Y entre ellos hubo muchos vascos que convirtieron el Atlantico norte en «su mar»; dieron la vuelta al mundo con naos construidas en astilleros vascos; o descubrieron la forma de viajar desde Asia hasta América (el tornaviaje) a través de la ruta Manila-Acapulco.

National Geographic – 30/8/2022  – USA

Magellan got the credit, but this man was first to sail around the world

Juan Sebastián Elcano completed the first known circumnavigation of the globe in September 1522. The Basque navigator led the tattered remains of Magellan’s fleet back to Spain after the commander’s death in 1521.

(Sigue) (Traducción automática)

New York Times –  20/9/2019  -USA

Who First Circled the Globe? Not Magellan, Spain Wants You to Know

On Sept. 20, 1519, the Portuguese explorer Ferdinand Magellan set out on what was to become the first circumnavigation of the world. The expedition helped reshape world trade and wrote Magellan’s name into the history books. It remains a major point of pride for Portugal, which two years ago asked UNESCO to grant world heritage status to what it called “the Magellan route.”

(Sigue) (Traducción automática)

 

 


Lagun iezaguzu aboutbasquecountry.eus mantentzen!
Help us keep aboutbasquecountry.eus running!
Ayúdanos a mantener aboutbasquecountry.eus