Leyre Arrieta Al servicio de la causa vasca. Biografía de F. J. Landaburu
Leyre Arrieta Alberdi (Mutriku, 1971). Doctora en Historia Contemporánea y profesora titular de la Universidad de Deusto. Sus investigaciones se han desarrollado en el marco de la historia del País Vasco en el siglo XX, con especial atención al estudio del exilio del nacionalismo vasco y su política europeísta. También ha investigado sobre la transmisión y comunicación de identidades. Entre sus numerosas publicaciones caben destacar Estación Europa. La política europeísta del PNV en el exilio (1945-1977) (2007), La historia de Radio Euskadi (2015), la edición crítica y estudio introductorio de La Causa del Pueblo Vasco de F. J. Landaburu (2017); o las obras colectivas Diccionario ilustrado de símbolos del nacionalismo vasco (2012), El primer Gobierno Vasco. En pie sobre la tierra vasca (2016), Antes y después de los Mass Media. Actores y estrategias comunicativas (coeditora y coautora) (2016), Héroes y villanos de la patria (2020), Comunicar identidad(es) (coeditora y coautora) (2021) y El laberinto de la representación (2021). Es miembro de varios consejos editoriales y ha participado en numerosos congresos nacionales e internacionales.

Ya hemos hablado en alguna otra ocasión de Javier de Landaburu una pieza clave para conocer el devenir de los vascos en el exilio y su participación en la creación de la Democracia Cristiana Europea. Una figura fundamental de nuestra historia reciente del que, como en otros muchos casos, conocemos muy poco. Algo que se debe, como no nos cansamos de comentar, a los vascos no somos, en gran medida, los redactores del relato de nuestra propia historia.

Nuestras referencias a Landaburu han sido posibles en buena parte gracias a que la historiadora Leyre Arrieta Alberdi lleva años estudiando su vida y sus aportaciones a Euskadi y a Europa. En mayo de 2020 recogíamos, por su interés, un artículo de esta historiadora en una entrada que dedicamos a la participación vasca en la creación de la Unión Europea y al papel que jugó este alavés en la creación de su cimientos.

Por ello, por la importancia del personaje, no podemos menos que hacernos eco del libro que acaba de publicar con el título Al servicio de la causa vasca. Biografía de F. J. Landaburu (1907-1963) y que nos permite conocer en profundidad su vida y su labor.

Landaburu forma parte de esa generación extraordinaria. Un grupo de vascas y vascos que cogieron el proyecto nacional vasco y el mensaje de Sabino de Arana y Goiri, creado y pensado para evitar la desaparición del Pueblo Vasco, y lo convirtieron en un referente de la lucha por la defensa la Libertad y la Democracia. Lo hicieron, además, en un mundo en el que los totalitarismos de todo tipo se perfilaban como los inevitables ganadores de la lucha de las ideologías por imponerse.

Muchas de esas personas lo hicieron a costa de su vida, su libertad o su bienestar. Se mantuvieron firmes en las peores circunstancias, y consiguieron que nuestro pueblo, el Pueblo Vasco, siguiera vivo y dispuesto a ser dueño de su destino.


Al servicio de la causa vasca. Biografía de F. J. Landaburu (1907-1963)

Leyre Arrieta Alberdi, historiadora

Portada del libro de Leyre Arrieta «Javier de Landaburu. Al servicio de la causa vasca»
Portada del libro de Leyre Arrieta «Javier de Landaburu. Al servicio de la causa vasca»

Francisco Javier Landaburu (1907–1963) fue un político nacionalista vasco, diputado a Cortes republicanas de 1933 a 1935, responsable de la política exterior vasca en el exilio y vicelehendakari del Gobierno vasco de 1960 a 1963. Fue miembro de la generación que modernizó el PNV y uno de los principales ideólogos del nacionalismo vasco moderado, por lo que en esta biografía se ha prestado especial atención a la evolución de su pensamiento político. Asimismo, fue quien puso la cuestión vasca en el escaparate europeo, a través de los contactos que estableció con diversas cancillerías, partidos y entidades federalistas y democristianas como la Unión Europea de Federalistas (UEF) o los Nouvelles Equipes Internationales (NEI), germen de la Unión Europea de Demócratas Cristianos. Participó también en la creación de entidades españolas como el Consejo Federal Español del Movimiento Europeo (CFEME) o la Unión de Fuerzas Democráticas (UFD). Su libro La causa del pueblo vasco (1957), a la que se ha querido hacer un guiño en el título de la biografía, ha sido referente para varias generaciones de nacionalistas y sus postulados siguen siendo de actualidad.

Pese a todo ello, Landaburu no contaba hasta ahora con una biografía completa y profunda, quizá porque no ocupó cargos de primera fila a nivel interno de su partido -salvo unos meses entre 1931 y 1932- ni en el ejecutivo hasta 1960; aunque sí tuvo un papel destacado como diputado en las Cortes republicanas de 1933 a 1935. Siempre fue un hombre de retaguardia que asumía los cometidos encomendados por sus superiores, un hombre al servicio de la causa vasca.

Este libro, fruto de años de investigación, trata de paliar ese vacío. La autora ha consultado diferentes archivos y fuentes y ha tenido acceso a numerosa documentación inédita, lo que le ha permitido completar y esclarecer algunos pasajes poco conocidos de la vida del biografiado, tales como los contactos con representantes nazis, el veto al que fue sometido por su propio partido o las relaciones mantenidas con la primera ETA.

La obra está dividida en tres partes, que corresponden a tres períodos distintos de su vida: su niñez y juventud en Vitoria (1907-1936), su período en París como representante de la acción exterior del PNV y del Gobierno vasco (1937-1951) y la triste década de los cincuenta, que nosotros alargamos hasta el año de su fallecimiento (1951-1963). Cada parte está dividida, a su vez, en varios capítulos, que siguen un orden cronológico y temático, al mismo tiempo. En cada uno de los tres períodos se ha introducido un capítulo final titulado ¿Cómo pensaba? dedicado a su ideología, en el que se ha querido examinar cuáles eran los conceptos que, en cada fase, conformaban el marco ideológico de nuestro biografiado, de forma que, realizando una lectura de esos capítulos, el lector puede acceder a una suerte de biografía ideológica.

Este enfoque nos ha permitido ver la evolución de sus planteamientos ideológico-políticos, lo cual arroja luz, a su vez, sobre el conocimiento de toda la generación de políticos nacionalistas que protagonizó el tránsito de un nacionalismo aranista centrado en lo local hacia otro cuyo horizonte era Europa.

Se ha analizado el papel que el biografiado jugó en distintos contextos, de forma que, a medida que el lector avance por los avatares de su vida y actividad política, se adentrará también en la historia vasca y en parte de la historia de España y de Europa del siglo XX.

Advertsiement