Ya sabíamos que no íbamos a dejar de hablar con tanta facilidad de la Compañía de Jesús. La elección de un papa miembro de esta orden religiosa fundada por un vasco la iba a poner en el centro de atención de muchos periodistas y comentaristas.

En esta ocasión traemos un artículo, de mucho interés, escrito por  Claudia Peiró en la web InfoBAE y que se nos presenta con el título La leyenda negra de la orden de los jesuitas. A pesar de que el titulo nos generó una cierta prevención a la hora de enfrentarnos a su lectura, nos ha sorprendido la visión y el enfoque del mismo. En el mismo se recogen los aspectos fundamentales, casi todos al menos, de lo que ha sido y es esta orden religiosa y la importancia fundamental que ha tenido para el mundo en su conjunto.

El él se recoge la visión moderna de su labor evangelizadora, su compromiso con los más desfavorecidos, o su respeto y defensa, desde los inicios , de las culturas no europeas. Tal como dice la entradilla del artículos:

No hubo fronteras geográficas ni culturales para la vocación misionera de quienes son considerados los primeros “globalizadores”. Libraron, y muchas veces perdieron, un combate desigual contra el poder secular absoluto

Decimos que se recogen casi todos los aspectos fundamentales de esta congregación y de su trabajo, eliminando muchos de los  elementos distorsionadores que algunos crearon para atacar a una organización que era realmente molesta en ciertos círculos de poder político y económico. Lo decimos porque hay tres aspectos que en el reportaje no se recogen.

El primero es el origen del fundador y de algunos de los primeros miembros. No es una casualidad que esta orden nazca de vascos y sin duda el carácter de este pueblo está presente en sus planteamientos y estructuras desde los orígenes.

El segundo es la ausencia de referencias a la labor de los jesuitas a partir del Concilio Vaticano II. Sí se habla de su pérdida de miembros e influencia.  Una pérdida ocasionada por su decidida labor de defensa de los principios de la doctrina nacida de este Concilio, pero sin abandonar las directrices de la Iglesia. Así mismo no se nombra el papel, fundamental, que un hombre extraordinario, el Padre Arrupe, Superior de la orden en esos tiempos, jugo en todo ese proceso.

La tercera referencia que echamos en falta es que, a pesar de que es cierto que los Jesuitas no jugaron un papel relevante dentro de la Inquisición, no se hable de todo el papel, no poco significativo,  que jugaron parte de los jesuitas liderando las actitudes religiosas más intransigentes durante mucho tiempo.

A pesar de esos huecos, el artículo extenso y documentado es profundamente ilustrativo y merece una atenta lectura.

InfoBAE – 23/3/2013 . Argentina

La leyenda negra de la orden de los jesuitas

ignacio de loiola

“Hicieron demasiada política”, dijo una vez Jean Lacouture, autor de una muy completa historia sobre la Compañía de Jesús (Los Jesuitas, en 2 tomos), la orden religiosa creada por el vasco Ignacio de Loyola en 1534. En opinión de este historiador francés, que dice admirarlos, los jesuitas se implicaron demasiado en política, por ejemplo, “a través de los confesores de los monarcas; en tiempos de Luis XIV, la gente tenía la impresión de que Francia estaba gobernada por su confesor, el padre La Chaise”.

(Sigue)
anuncio-productos-basque-728x85-2