Nos lo cuenta Florence Fabricant en las sección de gastronomía del New York Times. El restaurante Huertas de Nueva York (que ya se está haciendo un “habitual” de nuestra web) ofrece a sus visitantes (fuera de carta) la posibilidad de probar una “versión vasca” de los conocidos “hots dogs” norteamericanos.

Lo que diferencia a bocadillo norteamericano del vasco es que mientras en el primero el relleno es a base de salchicha, en el caso vasco lo que va entre pan y pan es un buen trozo de txistora un poco picante.

Un basque dog con todas las de la ley, ya la txistora viene envuelta en patata, y condimentada con ali-oli, mostaza de piquillo, y (cómo no) un toque de perejil. Y si la versión grande parece demasiado, siempre se puede recurrir a la opción “pintxo

Nos ha llamado mucho la atención que este tentempié, ese aperitivo, sea catalogado por la autora del reportaje como “demoledor“…qué curioso ¿no?

Eso sí. Sólo le pedimos una cosa a Florence Fabricant para que su referencia sea perfecta: que escriba bien la palabra. Txistorra es con TX.

New York Times – 9/3/2015 – USA

To Demolish: A Spicy Basque Sausage, So Finely Ground

Add chistorra to your hot dog lexicon. It is a Basque sausage that shares spicy flavor with chorizo but is more finely ground. At Huertas in the East Village, Jonah Miller, the chef and co-owner, makes his own and nestles it in a potato roll with lashings of aioli and piquillo mustard.

 

(Sigue) (Traducción automática)
anuncio-productos-basque-728x85-2