Poco tenemos que modificar en lo que escribimos para el Aberri Eguna 2011. Sólo una cosa ha cambiado (muy importante por cierto): ETA ha dejado de matar, de extorsionar y de amenazar. Es cierto que no es poco, pero aun hay un largo camino por andar por parte de esa parte de la sociedad vasca: el de la normalización. El que les lleve a cambiar la mentalidad de o eres de los míos, o eres mi enemigo, al del aceptar al oponente político como parte del sistema de confrontación de ideas.

No decimos que la democracia sea perfecta en Euskadi. No lo es ni por aproximación.Lo que decimos es que el uso de la violencia, cualquier violencia, para imponer una idea política es fascismo. Los cambios que queremos introducir sólo se van a lograr desde la concentración de fuerzas nacionalistas, el diálogo político y la capacidad de convencer a la sociedad vasca no sólo de que Somos una Nación, sino de que es una necesidad imperiosa tener capacidad para dirigir nuestro destino.

Con la violencia de ETA hemos perdido algunas ocasiones preciosas de conseguirlo. Las oportunidades no son eternas, ni se presentan cada día. Algunos han ayudado a preparar a ETA el camino para una disolución con cierto grado de dignidad. Algunos han ayudado a limpiar el camino a la izquierda abertzale para volver a las instituciones. Algunos han tomado una decisión histórica al admitir que gobiernen instituciones claves de nuestro País. Pero aun estamos esperando que esa parte de la sociedad vasca deje de ver a esos Algunos como los enemigos o los traidores a batir (literalmente), para verlos como oponente en algunos temas, y aliados en otros muchos (los más importantes). Para entenderlo, bastaría con hacer sumas, y no restas.

Pero para hacer esas sumas algunos deberán dejar de tener la sensación de que son el Contenedor del Espíritu de la Patria. Deberán entender que si la Patria se mantiene en píe, es porque otros muchos, antes que ellos, se comprometieron en su defensa, en tiempos infinitamente peores.

—————————-

Ven también: Hoy es Aberri Eguna. Una declaración de principios.

————————–

Este domingo, como cada año desde 1932, los vascos celebramos el Aberri Eguna, el Día de la Patria Vasca. Es el día de Euskadi. No es el Día de Euskalherria, porque este es un término que se refiere a una entidad geográfica y cultural; ni el Día de la CAPV, porque esta comunidad autónoma del Reino de España, ni engloba a todos los vascos, ni es consecuencia de una decisión sobrerana de los vascos que viven en ella. El Domingo de Resurrección, es el día en que los vascos de todo el mundo, los que nos sentimos vascos, recordamos, a nosotros mismos y a todos los demás, que hay una Patria Vasca. Es decir, que hay un Pueblo, el vasco,  que tiene derecho a ser el dueño de su tierra y de su futuro, sin limitaciones ni imposiciones.

Sabino Arana fue el hombre capaz de marcar un camino a los vascos derrotados y humillados a lo largo del siglo XIX y nos dio un camino futuro y una esperanza, que se fue concretando a lo largo del siglo XX y que continúa con la misma fuerza y energía en el siglo XXI. Él definió el concepto de Patria Vasca, como la proyección de los derechos políticos del Pueblo Vasco. El fue el que dio el pasó de la idea de Euskalherria a la idea de Euskadi. Lo definió con claridad meridiana: Euskotarren Aberria, Euskadi da.  – Euskadi es la Patria de los Vascos.

Jose Antonio de Aguirre y Lekube, 50 años después, en plena Guerra civil, tomo las riendas de un Gobierno Vasco, el primero en nuestra historia. Un gobierno cercado y azuzado por las fuerzas fascistas que lo odiaban por demócrata. Pero, además, un gobierno visto con  recelo por la autoridades republicanas, que no sabían si debían tener más miedo al fascismo o al separatismo. Jose Antonio de Agirre  juró su cargo bajo el Árbol de Gernika, con una fórmula que sólo un Lehendakari socialista español ha osado cambiar:

Escucha al Lehendakari Agirre Jurando en Gernika

 

Ante Dios humildemente; de pie sobre la tierra vasca; con el recuerdo de los antepasados; bajo el árbol de Gernika, juro cumplir fielmente mi mandato.

Un juramento que fue posterior a otro que hizo en la Basilica de Begoña, iglesia donde se encuentra la Patrona de Bizkaia y un lugar de gran valor espiritual para todos los bizkainos. En aquel juramento previo, realizado ante la Patrona de Bizkaia por un católico militante, juró fidelidad a la fe católica, a las enseñanzas de la Iglesia, a su patria y al partido.No tenía otros a quien dar  cuentas de sus actos. Sólo a Dios y a los vascos.

No hay que olvidar que el Lehendakari Agirre era un católico militante, pero tampoco hay que olvidar que era un católico militante de lo que, en aquellos años, era un movimiento revolucionario, el de los católicos que apoyaban lo que se denominó la Doctrina Social de la Iglesia. Un movimiento que fue el origen de dos acontecimientos transformadores: El Concilio Vaticano II, y la formulación de la Democracia Cristiana Europea tras la Segunda Guerra Mundial (en cuya creación estuvo representado el partido del que formaba parte el Lehendakari Agirre).

Hoy los vascos vivimos, de nuevo, tiempos complicados. Los partidos de disciplina española o francesa gobiernen buena parte de las instituciones que tienen capacidad de decisión sobre los vascos. Mientras, los partidos vascos dividen y fragmentan el voto de los vascos, hasta el punto de que una realidad social mayoritaria en todo el País de los Vascos, queda tan segmentada, que es incapaz de tomar el control de las instituciones propias de los vascos.  Debilitando, retrasando e incluso impidiendo la idea que debiera guiar a todos, por encima de cualquier otra visión y opinión: Euskotarren Aberria, Euskadi da.  – Euskadi es la Patria de los Vascos.

El Monumentos a los Fueros y el sentimiento de los vascos de Navarra

Por último y para que se entienda que el nacionalismo vasco sólo dió forma política a un sentimiento general de los vascos, dejamos aquí lo que los navarros quiseron grabar en un monumentos a los Fueros. Monumento levantado por suscripción popular en 1903, en recuerdo de  La Gamazada (la reacción popular acontecida en Navarra en 1893 y 1894 cuando el ministro de Hacienda del gobierno del Partido Liberal de Sagasta, Germán Gamazo, pretendió suprimir el régimen fiscal foral de Navarra).

Esto es lo que se grabó en dicho momunento y no lo hicieron nacionalistas vascos, lo hicieron, simplemente, vascos de Navarra.

JURABAN NUESTROS REYES GUARDAR Y HACER GUARDAR LOS FUEROS, SIN QUEBRANTAMIENTO ALGUNO, MEJORÁNDOLOS SIEMPRE Y NUNCA EMPEORÁNDOLOS, Y QUE TODA TRANSGRESIÓN A ESTE JURAMENTO SERÍA NULA, DE NINGUNA EFICACIA Y VALOR
—————
GU GAURKO EUSKALDUNOK GURE AITASOEN ILLEZKORREN OROIPENEAN, BILDU GERA EMEN GURE LEGEA GORDE NAI DEGULA ERAKUSTEKO.
(Nosotros, los vascos de hoy, nos hemos reunido aquí en inmortal recuerdo de nuestros antepasados, para demostrar que queremos seguir manteniendo nuestra ley.)
————–
GU EUSKALDUNOK BESTE JAUN EZTEGU JAUNGOIKOA BAIZIK, ATZEKOARI OSTATUA EMATEN DEGU ONIRIZKERO BAINO EZTEGU NAI AIEN UZTARRIA JAZAN. ADITU EZAZUE ONDO, GURE SEMEAK.
(Nosotros los vascos, no tenemos más señor que Dios. Al extranjero le damos acogedora hospitalidad, pero no queremos soportar su yugo. Oidlo bien, hijos nuestros.)

Y parte del Paloteado de Monteagudo, una pequeña población de la Ribera de Navarra, escrito en aquellos mismos dias.

……
Pues si el Gobierno de España
sigue en sus pretensiones
se tomarán en Navarra
serias determinaciones.

Con Monteagudo, Cascante
Ablitas, también Barillas,
Olite, Tafalla, Estella,
Cortes, Buñuel y Murchante,
formemos una guerrilla
para marchar adelante.

Pues también se nos ofrecen
como si fueran hermanos
los valientes Alaveses,
Vizcaínos y Guipuzcoanos.

Vivan las cuatro provincias
que siempre han estado unidas
y nunca se apartarán
aunque Gamazo lo diga.

¡Viva Navarra y sus Fueros!
Jose Martínez Jarauta “Joselico”, XIX. mende bukaeran.

 

Mientras los vascos del interior celebramos la festividad de nuestra nación divididos e, incluso, enfrentados; mientras permitimos que muchas de las instituciones que nos representan no consideren este día con la principal fiesta de los vascos; los vascos del exterior, los vascos de la diáspora, celebran este día a lo largo de todo el mundo y unidos. Qué envidia nos dan  y qué lección nos enseñan.

 

anuncio-productos-basque-728x85-2