No podemos calificarlo de otra manera. Lo leemos una y otra vez y no damos crédito. Según afirma el periodista italiano Gianluigi Nuzzi en su libro “Sua Santita” que se ha publicado este fin de semana,  ETA pidió al Vaticano, a principios de 2011, enviar a su nunciatura en Madrid a varios de sus miembros para concordar con la Iglesia el anuncio del fin de su actividad armada, pero el cardenal Tarcisio Bertone lo rechazó, tras hablar con el obispo de San Sebastián.

El resumen preparado por EFE de las páginas que este libro dedica a ese intento de ETA de contactar con el Vaticano para hablar del final de su actividad armada ha sido recogido por varios medios de comunicación sudamericamos y no puede menos que dejarnos absolutamente decepcionados por la actitud de la Iglesia Católica española ante la posibilidad de colaborar en la consecución de un acontecimiento de esa importancia fundamental para los vascos.

Es inconcebible que una organización como la Iglesia Católica, que apoyó la insurrección franquista; que bendijo los armas de los insurgentes; que miró hacia otro lado ante las continuas, y  terribles, actuaciones anti Cristianas y anti Derechos Humanos que realizaron los insurgentes tanto durante la guerra como durante los 40 años de su gobierno ilegal;  que acogió bajo palio al dictador Franco cada vez que acudía a una ceremonia religiosa;  y que se insertó en el régimen fascista formando parte activa del mismo, se atreva a pedir “como condición previa la deposición de las armas y la petición de perdón por todos los crímenes cometidos durante varios decenios de lucha terrorista armada“. Lo dicen ellos, que aun no han dicho una palabra de arrepentimiento ni han amagado una petición de perdón, por sus múltiples crímenes, cometidos contra el Derecho Internacional y contra los auténticos principios del Cristianismo.

La Iglesia Católica, como institución, apoyó y colaboró activamente con la insurrección y la dictadura de Franco. No ha pedido perdón nunca

Leer lo que recogen los medios sudamericanos nos deja profundamente decepcionados. No sólo vemos a una Iglesia que se comporta como un Estado y no como una entidad seguidores de Jesús de Nazaret, sino que vemos que el concepto de buen español triunfa sobre el de cristiano. Además vemos que los consejeros en los que se apoya la Iglesia Católica para la toma de este tipo de decisiones están en las antípodas de los que quieren buscar una solución a los problemas.

Jaime Mayor Oreja, al que se acude a todo correr para conocer su opinión, es uno de los líderes más reconocidos de los que quisieran que el problema de ETA acabase con una victoria militar, en la que se pudiese pasear  a sus últimos miembros, encadenados, por las calles de Madrid para disfrute de la plebe, de forma similar a lo que hicieron los con los que osaban oponerse al poder de Roma (¿Por eso será que les gusta tanto a la Iglesia?).

Además leyendo en la informaciones:

El cardenal, según Nuzzi, no cierra totalmente la puerta, “sino que la entorna, se mueve con cautela y es prudente” y, antes de cualquier movimiento, “ordena a los suyos informarse de manera profunda sobre la estrategia de ETA “a través de los sólidos contactos que el Vaticano tiene en el Parlamento de Madrid”.

No podemos dejar de preguntarnos, si alguien se puede creer que nadie se puede enterar de la estratégia de  de ETA hablando con parlamentarios en Madrid.

Les dejamos algunas muestras de las informaciones aparecidas y la presentación del nuevo libro, a cargo del propio autor.

 Actualidad Radio – 19/5/2012 – Venezuela

El Vaticano negó a ETA contactos con la Iglesia en la nunciatura en Madrid

Así se asegura en el libro “Sua Santita”, del periodista Gianluigi Nuzzi, puesto a la venta hoy en Italia, que recoge documentos reservados y cartas confidenciales al papa Benedicto XVI y a su secretario particular filtrados, según señala, desde el Vaticano y que ha puesto de nuevo en la picota a la Curia romana. Considerada ya por los observadores vaticanos como la mayor filtración de informes reservados de la Santa Sede, entre los mismos hay documentos de la Secretaría de Estado y de su titular, el cardenal Tarcisio Bertone, referentes al cese definitivo de la actividad armada anunciado por ETA.

(Sigue) (Traducción automática)

———————–

La Tercera – 19/5/2012 – Chile

El Vaticano negó a ETA contactos con la Iglesia en la nunciatura en Madrid

La banda terrorista ETA pidió al Vaticano a principios de 2011 enviar a su nunciatura en Madrid a varios de sus miembros para concordar con la Iglesia el anuncio del fin de su actividad armada, pero el cardenal Tarcisio Bertone lo rechazó, tras hablar con el obispo de San Sebastián (norte español).
Así se asegura en el libro “Sua Santita”, del periodista Gianluigi Nuzzi, puesto a la venta hoy en Italia, que recoge documentos reservados y cartas confidenciales al papa Benedicto XVI y a su secretario particular filtrados, según señala, desde el Vaticano y que ha puesto de nuevo en la picota a la Curia romana.

(Sigue) (Traducción automática)

———————–

El Universal – 19/5/2012 – Venezuela

El Vaticano negó a ETA contactos con la Iglesia en la nunciatura de Madrid

La banda terrorista ETA pidió al Vaticano a principios de 2011 enviar a su nunciatura en Madrid a varios de sus miembros para concordar con la Iglesia el anuncio del fin de su actividad armada, pero el cardenal Tarcisio Bertone lo rechazó, tras hablar con el obispo de San Sebastián, España.
Así se asegura en el libro “Sua Santita”, del periodista Gianluigi Nuzzi, puesto a la venta hoy en Italia, que recoge documentos reservados y cartas confidenciales al papa Benedicto XVI y a su secretario particular filtrados, según señala, desde el Vaticano y que ha puesto de nuevo en la picota a la Curia romana, reseñó Efe.

(Sigue) (Traducción automática)

———————–

Univision -19/5/2012 – México

El Vaticano negó a ETA contactos con la Iglesia en la nunciatura en Madrid

La banda terrorista ETA pidió al Vaticano a principios de 2011 enviar a su nunciatura en Madrid a varios de sus miembros para concordar con la Iglesia el anuncio del fin de su actividad armada, pero el cardenal Tarcisio Bertone lo rechazó, tras hablar con el obispo de San Sebastián (norte español). Así se asegura en el libro “Sua Santita”, del periodista Gianluigi Nuzzi, puesto a la venta hoy en Italia, que recoge documentos reservados y cartas confidenciales al papa Benedicto XVI y a su secretario particular filtrados, según señala, desde el Vaticano y que ha puesto de nuevo en la picota a la Curia romana.

(Sigue) (Traducción automática)

———————–

 Chiarelettere: “Sua Santità” di Gianluigi Nuzzi

 

 

anuncio-productos-basque-728x85-2