Esta es una de esas noticias de las que no quisieramos escribir nunca. En una ocasión más, el Comité contra la Tortura (CPT) del Consejo de Europa, se ha visto obligado a denunciar que el sistema de aislamiento y de falta de control sobre los detenidos en las comisarías del Reino de España, permiten situaciones que se presentan como, al menos, dudosas, en relación con las denuncias de malos tratos o tortura por parte de los detenidos.

Que en el proceso que va desde la detención del sospechoso hasta su presentación al juez, existan “zonas oscuras” que permitan que las denuncias de tortura por parte de los detenidos no puedan ser efizazmente desmentidas por las autoridades, es algo que se escapa de nuestra capacidad de comprensión, y pensamos que de la de cualquier demócrata. Bastaría con seguir las recomendaciones que el propio CPT marca para evitar la menor duda, y para dar a los ciudadanos la seguridad de que las fuerzas del orden actúan de acuerdo a los más claros principios democráticos,

No entendemos que existan “razones” que justifiquen las situaciones que denuncia el CTP del Consejo de Europa. Una institución poco sospechosa de radical o “antisistema”. Tenemos que, además,  reconocer que nos duele especialmente ver cómo la Ertzaintza está dentro de las fuerzas del orden incluidas en el informe.

Telepolis -27/3/2011 – Alemania

Spanien wegen Folter in der Kritik

Plenario de Consejo de Europa

 

Der Folter wurden praktisch alle Einheiten der Sicherheitskräfte bezichtigt. Von der berüchtigten Guardia Civil, über die Nationalpolizei und den Polizeieinheiten im Baskenland (Ertzaintza) und Katalonien (Mossos d’Esquadra) bis zur Gemeindepolizei von Madrid. (sigue)

Traducción automática de Google
anuncio-productos-basque-728x85-2